jueves, 31 de diciembre de 2009

Proyecto Comunicólogos

Comunicólogos es un Proyecto orientado a la Generación de la primera Enciclopedia de las Ciencias de la Comunicación Aplicadas a la Gestión en las Organizaciones.

Como todo Sitio Web es un Libro de Arena.

Como toda Reunión de Elementos que pretenden favorecer la conformación de una disciplina confiamos en que tendrá tantas precisiones e imprecisiones como aquella Enciclopedia China, mencionada por Borges, titulada “El Emporio Celestial de Conocimientos Benévolos en la que los animales se dividen en:

(a) pertenecientes al Emperador,
(b) embalsamados,
(c) amaestrados,
(d) lechones,
(e) sirenas,
(f) fabulosos,
(g) perros sueltos,
(h) incluidos en esta clasificación,
(i) que se agitan como locos,
(j) innumerables,
(k) dibujados con un pincel finísimo de pelo de camello,
(l) etcétera,

En-ciclo-pedia, agkuklios paidea: aprendizaje que pone el saber en ciclo, que implica ir más allá de la mera acumulación alfabética de elementos universales o vinculados con un campo de saber específico, sino como la organización y articulación permanente de los múltiples y diversos puntos de vista que concurren para el desarrollo de nuestra disciplina.

Nuestro desafío apunta a contribuir en el proceso para la construcción de un campo disciplinario que implique a todos aquellos Estudiantes, Técnicos, Graduados, Docentes, Investigadores y Profesionales vinculados con la Gestión en la Comunicación.

También nos interesa participar en la generación de los cada vez más necesarios espacios de consulta y reflexión permanente sobre las Teorías, Enfoques, Modelos, Escuelas, Metodologías, Técnicas y Herramientas que hacen a nuestra práctica profesional y, de esta manera, contribuir entre todos a su crecimiento.

Comunicólogos se propone como un espacio de consulta, intercambio y debate sobre la cada vez mayor integración entre los diversos desarrollos inter-multi-trasn-discipliarios en el múltiple campo de las Ciencias de la Comunicación.

El Equipo de Comunicólogos.com

domingo, 13 de diciembre de 2009

Comunicación Medioambiental

Por Karina Aphal

Cada vez es más frecuente que las Organizaciones incluyan cuestiones que hacen a los cuidados del Medio Ambiente en su agenda de relaciones con los Prensa y, además, estos temas se insertan en políticas más amplias que abarcan al desarrollo sostenido de cada país, región y ciudad de pertenencia.

El sociólogo catalán Manuel Castells establece una distinción entre el Medioambientalismo y la Ecología. Con Medioambientalismo se refiere a aquellas cuestiones que hacen a la conducta colectiva (ya sea desde el discurso o desde la práctica) con el objetivo de corregir las interrelaciones nocivas entre el ser humano y su entorno natural. Por Ecología, Castells entiende -desde su perspectiva sociológica- una serie de creencias, teorías y proyectos que consideran a la humanidad un componente de un ecosistema más amplio y desean mantener el equilibrio del sistema en una perspectiva dinámica y evolucionista (La Era de la Información Volumen II, Siglo XXI Editores, 2000).

Desde nuestro punto de vista, la Comunicación Medioambiental se vincula con la definición de Medioambientalismo ya que más allá del lineamiento teórico que adopten, las Organizaciones tienen como objetivo generar una intervención comunicacional concreta para – a partir de dicha intervención – inducir cambios hacia hábitos más saludables y menos perjudiciales para el Medio Ambiente entre sus diferentes públicos.

En los últimos años, por ejemplo, en varios países se ha implementado legislación sobre la prohibición de fumar en lugares públicos, la reducción en la generación de residuos y el reciclado de los mismos, entre otros. Las Organizaciones –ya sean éstas públicas o privadas – deben incorporar estas normativas según los ámbitos de aplicación de los cuáles dependen.

Para la adopción efectiva de dicha normativa, las Organizaciones requieren del diseño e implementación de políticas comunicacionales para dar a conocer este hecho a sus diferentes públicos ya que es principalmente a ellos a quienes atañen las modificaciones de hábitos.

Así, si una Organización decide implementar la prohibición de fumar dentro de sus dependencias, tendría que implementar Campañas Comunicacionales que difundan dicha decisión y que – por supuesto - estén enmarcadas dentro de la Imagen Corporativa. Además, será necesario la realización de encuestas o sondeos de opinión para que esta implementación normativa no sea tomada como una simple imposición sino que cuente con un importante nivel de consenso entre los miembros de la Organización.

Entre los Productos Tipo de la Comunicación Medioambiental podemos mencionar: Sondeos de Opinión; Análisis de Factibilidad y Viabilidad MedioAmbiental; Diseño y Gestión de Estrategias y Planes de Comunicación Medioambiental; Modelos de Gestión MedioAmbiental; Programas de Acciones con la Comunidad; Auditorias de Calidad MedioAmbiental Institucional; Campañas Comunicacionales sobre Temas Medioambientales; entre otros.

domingo, 29 de noviembre de 2009

Comunicación Financiera

Por Alejandro Ruiz Balza

La Comunicación Financiera se refiere al conjunto de estrategias de comunicación, tanto a través de los medios de comunicación como fuera de ellos, que un número creciente de Organizaciones lleva a cabo para dirigirse a un público específico, denominado “Sector Financiero” (compuesto por Inversores reales y potenciales y por Profesionales de las Finanzas: analistas financieros, periodistas especializados, agentes intermediarios, entre otros)

Esta práctica no puede ser una simple comunicación de un producto sino que ha ido evolucionando hacia una clase de comunicación institucional que combina argumentos técnicos con una forma de comunicación que dedica un amplio espacio a la imagen corporativa y busca contribuir a la construcción de la Imagen Global de la Organización y a la credibilidad de la misma ante sus públicos.

Esta evolución responde a que se ha incrementado la cantidad de organizaciones con voluntad de comunicar ya que destacar los proyectos y objetivos organizacionales, la presencia de sus directivos y su propia cultura han resultado en un excelente ejercicio para el posicionamiento en el mercado y diferenciarse de la competencia.

La Comunicación Financiera demuestra entonces una voluntad positiva por parte de la Organización y como tal ejerce una influencia favorable sobre sus diferentes públicos. Entre ellos podemos mencionar:

Los Expertos que esperan y requieren información técnica objetiva y calificada;

Consultores y Periodistas Económicos quienes gozan de gran influencia en el gran público;

El Gran Público que requiere una comunicación amplia y que llegue de manera clara y sencilla.

En cuanto a las Acciones que desde la Gestión de la Comunicación Financiera se pueden desarrollar se destacan las siguientes:

Acciones orientadas a la Prensa: La Organización puede establecer contactos periódicos con la Prensa, establecer encuentros para comunicar los resultados económicos en los periodos en que la Organización lo crea conveniente (Trimestrales, Semestrales, al Cierre del Ejercicio Económico) o convocar a los Periodistas para Conferencias de Prensa para hacer públicas informaciones puntuales;

Acciones orientadas hacia los Profesionales: Las relaciones con los analistas financieros constituyen un instrumento muy específico de la Comunicación Financiera y es necesario diferenciarlo como público objetivo de la Prensa;

Acciones orientadas al Gran Público: Todos aquellos encuentros realizados para compartir información con el Público General de la Organización generalmente resultan en las ocasiones de promoción y de afianzamiento de la imagen corporativa creando, además, un clima de confianza y credibilidad.

Es necesario tener en cuenta que los frutos de una política de Comunicación Financiera se aprecian a largo plazo, con lo cuál el trabajo debe ser constante realizando una cuidadosa planificación estratégica y así evitar que un requerimiento en estos temas nos tome por sorpresa.

Entre los Productos Tipo de esta Práctica se encuentran: Organización de Reuniones con Analistas Financieros, Periodistas Especializados, Asamblea General de Accionistas, Reuniones de Representantes de la Organización con Accionistas y líderes de opinión, Redacción de Informes Financieros, Balance o Informe Anual, Comunicados de Prensa, Folletería, Reportajes Publicados, entre otros.

martes, 17 de noviembre de 2009

Responsabilidad Social Empresaria y Clima Interno. Caso: Reducir, Reciclar, Reutilizar.

Por Fernando Marino-Aguirre

En ocasiones, las políticas a aplicar en una organización sólo existen en el imaginario de quienes la conducen, debido a su incapacidad para comunicarlas al interior de la misma. Aquí, Comunicólogos aborda un caso internacional en el que fue preciso revertir los esquemas comunicacionales existentes para poder aplicar una política empresarial específica con éxito.

Chequea aquí para acceder a la versión completa en audio.

viernes, 30 de octubre de 2009

El Concepto de Comunicación en la Comunicación Interna

Por Mariano Wiszniacki

La etimología de la palabra comunicación tiene al menos dos acepciones. La primera, que proviene del latín, surge durante el siglo XII y se emparenta con la idea de comunión/comunidad, de compartir, de comprenderse, de entenderse y tolerarse con el otro. La segunda, aparece en el S.XVI con la aparición de la imprenta, se masifica al calor de la revolución industrial y el posterior advenimiento de los medios masivos de comunicación y se identifica con transmitir, difundir, informar. Esta dualidad que acompaña a las ciencias de la comunicación y que Dominique Wolton denomina la oposición entre dos dimensiones de la comunicación: una comunicación normativa y una funcional, atraviesa la perspectiva con la cual se emprende la gestión en comunicación interna.

Uno de los errores habituales con el cual se tropieza es el de confundir los medios con los fines. Es decir, creer que trabajar la comunicación interna se basa en desarrollar técnicas o medios como el house organ, la cartelera, la revista, la intranet y otros, sin pensar los objetivos para los cuales éstos se realizan. La confusión, que no es patrimonio solamente de la comunicación institucional y cuya actualidad tiene su correlato con el discurso acerca de la sociedad de la información, se origina por olvidar que el objeto de gestionar los flujos comunicacionales de una organización está en perseguir la meta inconclusa: entenderse, comprenderse.

Así, si la demanda explícita de las organizaciones se sitúa en buscar canales para informar las novedades o difundir las modificaciones en un proceso, el rol del profesional estará en saber ahondar en ese pedido para desenmascarar lo que obstruye el diálogo: una comunicación de ida y vuelta, circular entre los actores de esa institución.

La tarea del comunicólogo no se sostiene solamente en la elaboración de eficaces medios/productos comunicacionales, sino en desentrañar los nudos problemáticos subyacentes que atraviesan a la organización. Para esto, necesita siempre tener presente los objetivos, metas, fines de esa organización con la cual trabaja. De lo contrario, es decir si sólo se dedica a generar soportes cual receta universal, es factible que elabore herramientas correctamente diseñadas pero altamente ineficientes.


Por tal motivo -y aunque suene a insistencia pedagógica- no se puede efectuar ningún trabajo de abordaje institucional si no se acompaña de un diagnóstico que logre comprender la historia, los nudos problemáticos, los lenguajes, en definitiva: las características identitarias de una organización.


De la mano del diagnóstico, el comunicólogo debe llevar su propio objetivo profesional como bandera: perseguir una comunión entre los integrantes de la organización, construir los espacios para que la comunicación sea sinónimo de comprensión, consenso y tolerancia para con el otro. Caso contrario, será un excelente productor de mensajes sin respuesta, un hacedor de una suerte de stand-up comedy institucional completamente ineficiente para fortalecer los vínculos organizacionales.

Bibliografía:

Wolton, Dominique: Pensar la comunicación. Buenos Aires, Prometeo Libros, 2007.

lunes, 19 de octubre de 2009

Comunicación & Educación

Por Karina Aphal

Cuando nos referimos a la puesta en relación entre las prácticas comunicacionales y las educativas nos referimos a aquellas acciones de comunicación destinadas a la integración de distintas Teorías, Enfoques, Prácticas y Herramientas del Campo de la Comunicación, con las Actividades Educativas, tanto en el Plano Pedagógico como en el de la Reflexión Educacional sobre los Fenómenos Comunicacionales.

De esta forma, desde esta práctica se intenta horizontalizar las interacciones rompiendo con el clásico esquema del emisor privilegiado para dar lugar a la palabra y la relación de todos con todos. Se inicia así la búsqueda constante de una máxima intensidad de relación lograda en las instancias de aprendizaje.

El acto educativo es comprendido a partir de tomar en cuenta lo comunicacional: el intercambio y la negociación de significados, de saberes y de puntos de vista, las interacciones y el interaprendizaje, las tácticas de la palabra y el juego del diálogo, la interlocución y la escucha.

Para analizar los procesos educativos y de capacitación es necesario tener en cuenta una serie de interrelaciones que garantizan prestar atención a los diferentes aspectos de la comunicación entre los participantes y los capacitadores entre sí como también los cambios, las necesidades expresadas durante el proceso de construcción del conocimiento.

Desde la Institución Educativa es indispensable atender la Comunicación Interna (relaciones interpersonales, información de la institución y los sistemas de intercambio entre los diferentes sectores, etc.); Relaciones Institucionales (relaciones interpersonales, proyectos comunes con otras instituciones, etc.) y Comunicación Externa (divulgación y transferencia de conocimientos, comunicación informal, comunicación programada, etc.).

El término gestión indica la toma de decisiones en torno al hacer, y el mismo hacer, en el espacio de las instituciones. Hay una gestión cotidiana en el plano directivo, pero también en el aula. Es importante la idea de mediación la cual permite promover y acompañar el aprendizaje para que – como sostiene Daniel Prieto Castillo en La Comunicación en la Educación (Ediciones La Crujía, Buenos Aires, 1999 ) - éste no sea solo sostenido a partir de textos otorgados por los docentes sino que facilita la multiplicidad de voces y opiniones en las experiencias del aula.

Prieto Castillo define cinco ámbitos de mediación en la Educación. El primero consiste en acompañar la búsqueda y selección de material por parte de los alumnos para orientar el proceso y establece cierto tipo de ordenamiento “a fin de evitar una ilusión de aprendizaje y fragmentación”.

El segundo ámbito de mediación es la capacitación de los estudiantes para esas búsquedas e investigaciones. “El aprendizaje a la par de ellos en muchos casos, pero sobre todo el acompañamiento para enriquecerse con el mundo digital”. El tercer ámbito es el de valor agregado a la información que incorporamos a la red.

El cuarto ámbito es el de valor agregado (entendido como la capacidad de sacar el mayor provecho comunicacional personalizando los contenidos y compartiendo experiencias) por los estudiantes a sus productos de aprendizaje. Finalmente, el quinto ámbito es el valor agregado a través de las construcciones hipertextuales y multimediales.

También debemos tener en cuenta que el contexto comunica y a partir de él se aprende. Las palabras no son las cosas pero nos permiten ir hacia ellas. No se puede utilizar el contexto como recurso para el aprendizaje si no se lo conoce.

Los Productos Tipo de esta práctica son: Gestión en la Comunicación en la Educación por parte de los Educadores; Diseño de Redes de Capacitación Permanente; Diseño de Cursos, Maestrías y Doctorados; Desarrollo y Gestión de Redes de Investigación Académica; Conferencias; Producción de Contenidos; Dossiers; Libros; Revistas; Informes de Investigación; Observatorios de Medios; Sitios Webs Educativos; entre otros.

domingo, 27 de septiembre de 2009

Estrategias Comunicacionales Integradas

Por Alejandro Ruiz Balza

El proceso globalizador en las finanzas, la industria, los mercados de consumo, las infraestructuras de la información y la comunicación y los servicios, sin olvidar el sector de la defensa militar de alta tecnología, ha acelerado la transformación de la competencia, la cual, de ser un medio y una forma particular de funcionamiento económico, se ha convertido en una ideología y en un objetivo de supervivencia y hegemonía intrínsecamente agresivo.

La implementación de dicho proceso hasta ahora, muestra que el afán de competitividad para proporcionar beneficios a la empresa no es justificable como primer objetivo de las opciones públicas y privadas en un mundo donde los procesos, los problemas y las interdependencias son de naturaleza cada vez más global.

En dicho contexto resulta clave la complementación de la fuerte unidireccionalidad que promueve a la Competencia como fin en sí mismo, a partir del desarrollo de la Cooperación como practica capaz de generar imaginativas relaciones de articulación de lo público, lo privado y lo social.

Recordemos una vez más que la Gestión Comunicacional no se desarrolla en el vacío ni en organizaciones químicamente puras, pobladas de individuos abstractos. Por el contrarío, en nuestro ejercicio profesional resulta clave la generación permanente de espacios asociativos de participación social que trasciendan las cada vez más borrosas fronteras organizacionales y asuman la multidimensionalidad de los distintos actores involucrados, al tiempo que y faciliten la integración de los múltiples contextos políticos, económicos y sociales que atraviesan cotidianamente a las organizaciones y sus miembros, tanto a escala local como regional y global.

Por lo tanto, el desarrollo de la Cooperación como práctica opuesta y complementaria a la Competencia, es un requisito clave para todas las Estrategias de Comunicación que propongamos llevar adelante, que en modo alguno pueden ser cerradas, restrictivas o sectarias, sino abiertas, amplias y pluralistas, para facilitar la interconexión de la multitud de redes socioeconómicas de los diversos niveles interno/externos presentes en las diversas modalidades de las organizaciones sociales (Empresas, Estado, Economía Social, ONGs,etc.) en torno a metas visibles y objetivos comunes.

Así, a partir del desarrollo de Estrategias Comunicacionales Integradas, cabe confiar razonablemente en su viabilidad y factibilidad para disipar al mismo tiempo los conflictos globales y locales recurrentes, la mayoría de las veces generados por la obturación de la circulación democrática de la palabra, requisito inicial para el desarrollo del diálogo y el mutuo entendimiento, al que solo se arriba plenamente cuando el conjunto de los actores involucrados ceden y acceden a un tiempo, en la siempre perfectible dialógica del consenso, en la que no tienen lugar vencedores ni vencidos, y en la que caminamos siempre entre la relación y el desencuentro, el acuerdo y el malentendido.

lunes, 14 de septiembre de 2009

Podcasts

Por Fernando Marino Aguirre

Podcast es una palabra que surgió de la unión de los términos IPOD y Broadcast. Se hace referencia de esa manera a la capacidad portable de los nuevos dispositivos reproductores de sonido e imagen.

Más allá de su origen, los podcasts surgen a partir de la evolución de Internet que ha facilitado el acceso doméstico a archivos de audio y video disponibles en la Web, tanto en línea, como para su descarga y posterior reproducción.

De tal manera, el usuario tiene la posibilidad de ir construyendo una programación de contenidos de audio y video a medida, a partir de las sucesivas elecciones realizadas entre las múltiples posibilidades disponibles.

Así, la transmisión de contenidos se independiza por completo de la distancia física entre emisor y receptor y de la presencia simultánea de ambos en el tiempo.

Esta nueva herramienta permite no sólo que las tradicionales emisoras de Radio y Televisión puedan poner sus contenidos a disposición del público para que los reproduzcan cuantas veces lo deseen fuera del horario de transmisión original, sino que abre una nueva posibilidad de comunicación para individuos y organizaciones que ya no tienen que ceñirse a la palabra escrita para difundir sus ideas.

Artículos, entrevistas, comentarios, investigaciones, ahora pueden ser difundidos incorporando la riqueza del audio y el video a la dimensión comunicacional.

También a partir de la descarga de alguno de estos contenidos a través de las distintas redes sociales en constante expansión su circulación tiende al infinito.

Los podcasts facilitan, entonces, la emisión de mensajes y, al mismo tiempo, ofrece a quien escucha liberarse de contenidos continuos y preestablecidos, de los cuales es ajeno a su construcción.

Su contenido puede ser diverso y su construcción estética definida en función de los intereses del emisor. Se puede limitar a la palabra hablada de una persona, guionada o improvisada, incorporar varias voces y hasta sumar música y efectos hasta asimilarlos a un programa de radio tradicional.

Comunicólogos.com inaugura así su sección de Podcasts para poner a disposición de sus suscriptores contenidos multimedia vinculados al extenso campo de las Ciencias de la Comunicación!!!

Chequeá aquí para acceder a la versión en audio.

viernes, 28 de agosto de 2009

Wiener: Comunicación y Feedback

Por Mariano Wiszniacki

Concepto clave de la comunicación, hoy término remanido e incorporado a la práctica linguistica cotidiana para dar significación a respuesta, escucha, devolución, entre varias otras, el feedback, en español vulgarmente conocido como retroalimentación, es una idea desarrollada por el matemático Norbert Wiener, finalizada la segunda guerra mundial.

A aquel primer esquema sobre el funcionamiento de la comunicación, creado por Claude Shannon y Warren Weaver, ese de emisor-mensaje-receptor, conocido como modelo matemático de la información, Wiener, simultáneamente, crea otra forma de considerar al proceso comunicacional introduciendo conceptos provenientes de la Teoría General de los Sistemas. De ese modo, el matemático norteamericano se dispone a crear una disciplina que denominará cibernética, proveniente del griego kybernetes, que significa pilotaje, una nueva perspectiva científica que desarrollará y cuyos fundamentos se ocupará de difundir insistentemente hasta mediados de la década del sesenta, cuando fallece.

Durante la segunda guerra mundial y al igual que otros científicos que serán fundamentales en el nacimiento de la informática y las telecomunicaciones, como los mismos Shannon y Weaver, Von Neuman y Turing, entre otros, participará en estudiar la trayectoria de los misiles antiaereos para el US Army. En esas investigaciones, Wiener, descubre que “como el avión vuela a una velocidad muy grande, es preciso predecir su posición futura a partir de posiciones anteriores. Si el cañon está informado de la separación entre la trayectoria real y la ideal de sus obuses, puede cercar progresivamente al avión hasta abatirlo” (Winkin, 1984: 14). A partir de ahí, Wiener reconoce el concepto de feedback, bajo la idea de que todo efecto retroactua sobre su causa. Así, en todo proceso y sistema social él reconoce un intercambio circular de información entre al menos dos partes, que ayuda a organizar ese sistema. Sin esa capacidad de respuesta que genera el feedback no hay posibilidad de mantener un sistema en equilibrio y esto se transformará en una influencia determinante en la conceptualización de lo que luego serán las ciencias de la comunicación.

Conceptos que eran aplicables al proceso de regulación de los seres vivos como entropía y neguentropía, los llevará al análisis social e intentará trabajar en el diseño de máquinas de comunicar que cumplan con esta circularidad de la información que la noción de feedback supone.

Disconforme con la participación que habían tenido los científicos durante la Segunda Guerra Mundial, fundamentalmente en lo que se denominó Proyecto Manhattan para la creación de las bombas atómicas (Breton, 2000), y ante el nacimiento de la Guerra Fría, el matemático se ocupará de pensar la forma de impulsar una sociedad descentralizada, en la que la información pueda circular sin trabas (denominará esto libre flujo de la información), “incompatible con el embargo o la práctica del secreto, las desigualdades del acceso a la información y la transformación de ésta última en mercancía” (Mattelart y Mattelart, 1997: 47). A esa sociedad la denominará Sociedad de la Información y mucho antes que las computadoras, Internet, la telefonía celular y las redes info-comunicacionales se masifiquen, trabajará denodadamente por diseñar máquinas de comunicar en las cuales se intente evitar la participación de los individuos en la toma de decisiones, fundamentalmente luego de analizar los sucesos de la Segunda Guerra Mundial. Palabras como feedback, sociedad de la información y espacio virtual o ciberespacio, hoy utilizadas para representar conceptos diversos y hasta contrapuestos, tan propias además del debate de las llamadas ciencias de la comunicación, surgen a instancias de un matemático que no sólo construyó esto del feedback, sino que reflexionó y se encargó de difundir su utopía de una sociedad comunicada.


Notas:

Breton, Philippe: La utopía de la comunicación: El mito de la Aldea Global, Buenos Aires, Nueva Visión, 2000.

Mattelart, Armand y Mattelart, Michèle: Historia de las teorías de la comunicación, Buenos Aires, Paidós, 1997.

Winkin, Ives: “El telégrafo y la orquesta”, en AAVV. La Nueva comunicación, Barcelona, Kairós, 1984.

miércoles, 12 de agosto de 2009

Cómo Iniciarse en la Comunicación Social 2.0

Por Leila Aisen

Ante la invención de todos los medios de comunicación que hoy conocemos, trabajamos y consumimos, la comunicación social debió reinventarse: sucedió con los medios gráficos, el cine, la radio y la TV.Hoy la Web 2.0 está en el pleno auge, y el profesional de la comunicación que no se adapte esta en peligro de extinción por obsolecencia. Mi intención no es alarmar a nuestros colegas, sino darles noción de la magnitud de este medio que nació hace varios años y nos envuelve con sus constantes cambios.

Básicamente, la Web 2.0 tiene como premisa la interacción de los usuarios entre ellos mismos o incluso con los sitios que visitan. Los grande exponentes de esta etapa son, por ejemplo, las Redes Sociales y Blogs como este. Tips para un comunicador que quiera iniciarse en este mundo:

Comenzar a escribir para el lector web: Los medios digitales toman elementos de redacción gráfica, pero hay cambios fundamentales a tomar en cuenta. Los textos digitales deben ser breves, concisos, de lenguaje simple y enlazados con links externos de interés. Por ejemplo, es importante que un artículo digital no supere por mucho el largo de la pantalla, ya que de otro modo el lector deberá hacer mucho scroll y la posible lectura lo agotará a simple vista. Los links son fundamentales dado que el usuario web está acostumbrado a este comportamiento; siempre quiere saber más y busca de inmediato lo que necesita (además, si posees un blog esto ayudará a su posicionamiento en los motores de búsqueda como Google, pero de esto hablaremos en un futuro post).

Utilizar lectores de feeds: Mediante un reader como Google Reader, Netvibes o BlogLines, por ejemplo, podrás agrupar todos los medios que lees día a día en una sola página. Esto te ahorra tiempo para estar informado y escribir sobre los temas que te interesen. Además, puedes agrupar todo por tags, como es habitual en la Web 2.0.

Ser parte de Redes Sociales: A veces es difícil iniciarse en un mundo desconocido, pero unirse a redes sociales le permitirá contactarse con colegas, temas y grupos de interés, y hasta ayudará a su trabajo o estudio. Estando "a la vista" en una red de contactos podrá enterarse de novedades y proyectos. Facebook o Hi5 son muy conocidas y son redes que podríamos llamar informales, generales o de entretenimiento. Twitter entraría en este grupo pero es una red diferente ya que la única interacción con otros usuarios es escribir mensajes de un máximo de 140 caracteres, y seguir las publicaciones de conocidos y desconocidos e incluso de temas de interés. Pero hay otro tipo de redes: Linkedin es una red en la cual su perfil será su Curriculum Vitae, de modo que podrá reencontrarse con todos sus ex colegas de trabajo y conocer posibles socios; MuyPR es una red exclusiva para estudiantes y profesionales de comunicación, RRPP y marketing de toda Latinoamérica.

Tener un blog: Si le gusta escribir o tiene algo para decirle al mundo, un blog es la herramienta fácil y gratuita para comenzar a hacerlo. Éste le dará viralidad y visibilidad en el mundo 2.0 si sabe cómo utilizarlo. Los sitios más populares para crear un blog son Blogger (de Google) y Wordpress.

Estas son sólo las herramientas fundamentales para comenzar a vivir 2.0. Hay mucho por hacer, pero es recomendable que la inmersión sea paulatina, dado que uno de los aspectos distintivos de este nuevo medio es que una vez que uno empieza, navega por lugares impensados. Poco a poco estas novedades comienzan a formar parte de nuestra vida cotidiana al punto que lo material y lo inmaterial, lo intangible y lo tangible se funden en forma permanente.

domingo, 26 de julio de 2009

Comunicación y Políticas Públicas I

Por Celeste Neyra

Es interesante recordar viejos debates sobre las políticas públicas en contextos donde sus resultados (por presencia o ausencia) evidencian la necesidad de replantearse los mecanismos de generación e implementación de una política.

Desde el campo de la comunicación estamos directamente relacionados con esta problemática desde, al menos, dos claros lugares:

-Debido a la adecuada capacidad con la que contamos para intervenir en procesos de formación de políticas públicas, desde su inicio.

-Por la intrínseca necesidad de comunicar, identificando actores y adecuando mensajes, que las políticas conllevan y de la que depende, en cierta medida, su grado de efectividad.

Para introducirnos en este tema, es adecuado retomar los clásicos enfoques que tratan Manuel Tamayo Sáez y Luis Aguilar Villanueva. Ambos autores se preocupan por la forma en que determinadas cuestiones son tratados por el Estado a través de una política.

Tamayo Sáez resalta la necesidad de que los gestores sean conscientes de sus propias miradas y que incorporen a la definición del problema las perspectivas de diversos actores políticos y sociales. Desde esta perspectiva, los problemas abordados son construidos “definidos subjetiva e interesadamente por un observador” y diferentes actores entenderán el mismo problema de formas distintas. En este sentido, la definición del problema es “ante todo una cuestión política”, ya que se deberá definir a quién se tiene en cuenta y hasta qué punto.

La administración pública debe ser la encargada de relevar y definir el problema, en lo posible en forma anticipada, a través de alguno o varios de los mecanismos con los que cuenta. Por ejemplo: mantenerse contacto con el entorno, participar en redes de gestión, diseñar organizaciones especializadas en la detección de problemas, analizar sus clientes con el fin de prever su comportamiento y por lo tanto posibles demandas para la evaluación de políticas y programas.

Pero como el conjunto de problemas que preocupan a la sociedad (agenda sistémica) es más amplio que los que reciben atención por parte del Estado, los decisores públicos extraen algunos de ellos y forman la agenda política o institucional. Sin embargo, no todos los problemas de la agenda sistémica tienen las mismas posibilidades de acceder a la agenda institucional porque -según Tamayo Sáez-, existen sesgos negativos y positivos en la accesibilidad.

En este sentido, Aguilar Villanueva también encuentra que no todos los problemas son centros de atención para el gobierno o alguna de sus dependencias. Es decir, no todas las cuestiones
(entendidas como asuntos socialmente problematizados) se vuelven públicas ni todas las cuestiones públicas son objeto de la acción de un gobierno.

Para este autor la selección de las cuestiones que serán parte de la agenda del Estado constituye un proceso de suma importancia política y administrativa ya que “evidencia la salud o enfermedad de la vida pública”, porque en ese proceso se pone de manifiesto, en última instancia, cuál es la estructura de poder que domina y sostiene la elaboración de políticas y cuáles son los actores sociales que actúan como “iniciadores”, logrando que una temática se convierta en cuestión social y ofreciendo su primera definición. Así, la agenda expresa la vida pública, en cuanto incorpora cuestiones vinculadas a diversos actores.

Además, entre los poderes del Estado y las libertades individuales existe un ámbito público o esfera pública que cumple el rol de mediar entre el Estado y la sociedad. Por lo tanto es en este ámbito donde los intereses particulares “buscan argumentarse como generales y, si pasan la prueba, originan leyes, disposiciones administrativas, asignaciones de recursos públicos”
, agrega el autor.

El hecho de que una cuestión sea considerada como parte de la agenda es el resultado de una serie de decisiones anteriores de gobierno, como la de considerarla como de interés para el gobierno, la de elaboración y selección de su definición, la elaboración y selección de una opción de acción. Y, el gobierno puede haber sido el iniciador de la cuestión o haber participado en su expansión o freno, o haberla tomado de la esfera de las cuestiones públicas.

A esto se suma que a partir del crecimiento de la intervención estatal los gobiernos cuentan con “redes de cuestiones”, especialistas que cuentan con conocimientos específicos sobre las cuestiones públicas, que generalmente forman parte de las políticas, delineándolas, brindando definiciones, etc.

En todo caso, y para sintetizar, esta visión nos permite pensar una forma de intervenir en la toma de decisiones de forma tal que las organizaciones públicas aprendan, reconozcan sus errores y los remedien. De esta forma “la política pública emerge como una tarea colectiva que incorpora conjunta y corresponsablemente la iniciativa social y la gubernamental”, según Aguilar Villanueva.

Bibliografía:

Aguilar Villanueva, Luis; “Estudio Introductorio” en: Aguilar Villanueva, Luis (comp.), El estudio de las políticas públicas, Miguel Ángel Porrúa, México, 1993.

Oszlak, Oscar y O’Donnell, Guillermo; “Estado y políticas estatales en América Latina: hacia una estrategia de investigación” en Kliksberg, Bernardo y Sulbrandt, José (comp.) Para investigar la Administración Pública, INAP, Madrid, 1984.

Tamayo Saez, Manuel; “El análisis de las políticas públicas”, en: Bañón, Rafael y Carrillo, Ernesto (comps.), La nueva Administración Pública, Alianza Universidad, Madrid, 1997.

domingo, 12 de julio de 2009

Acciones de Comunicación frente a la Pandemia por la Gripe “A” H1N1

Por Alejandro Ruiz Balza

Desde el inicio a fines de abril de este año en México de la hoy Pandemia Global por la Gripe “A” H1N1, que afecta a la fecha a más de 120 países, recibimos múltiples consultas de clientes, colegas, suscriptores, etc. acerca de cómo desarrollar Acciones Comunicacionales vinculadas a la misma. En este breve artículo reseñamos una síntesis de las recomendaciones realizadas.

En los planes de respuesta a las pandemias, las estrategias de comunicación son un elemento clave para que las autoridades y otros actores sociales sepan qué comunicar, cómo hacerlo y a quién. Cuando una pandemia estalla, los profesionales de comunicación deberán rápidamente llevar adelante un Plan de Crisis para aplicar en las organizaciones en que se desempeñan para evitar que las mismas no caigan en la parálisis del medio o el desbande por pánico.

Aquí vale la pena detenerse en una distinción clave: a diferencia de los planes de comunicación de crisis aplicables a situaciones de cambio en el mercado, catástrofes como incendios, desastres naturales, amenazas de bomba, etc. los planes de comunicación de crisis por pandemias tienen un desafío adicional.

En primer lugar la gravedad de la enfermedad en una situación de pandemia por gripe es mayor dado el aumento tanto de la tasa de mortalidad como de los grupos en riesgo que abarca, a diferencia de las epidemias anuales de gripe, a adultos sanos de entre 15 a 50 años, es decir a la media de todos los públicos internos y externos de cualquier organización.

En segundo lugar en el desarrollo de acciones y piezas comunicacionales aplicadas a una pandemia por gripe requieren de un timing exacto: el riesgo de sonar la alarma demasiado pronto puede ser tan malo como hacerlo demasiado tarde. Un camino para minimizar este riesgo es preguntarse: ¿En las conversaciones con colegas y clientes, le plantean recurrentemente el tema de preparación para la pandemia? ¿Tiene Ud. información o formación para la formulación y gestión sobre planes de comunicación de crisis? ¿Tiene su organización un plan operativo?, ¿Existe un plan de comunicación de contingencia en su organización para apoyar las acciones a encarar? ¿Cuáles son los canales y soportes de comunicación con los que cuenta para aumentar la conciencia y un adecuado sentido de urgencia por parte de todos los miembros de la organización sin causar temor razonable a extenderse en pánico? ¿Conoce fuentes confiables para consulta y desarrollo de contenidos p/ej: Organizaciones Internacionales, Regionales, locales, etc. y Profesionales de la Salud? etc.

Si la respuesta a la mayoría de las preguntas es afirmativa, felicitaciones: ponga en marcha los protocolos de crisis desarrollados en la organización y comience a trabajar de inmediato, siempre chequeando mantenerse en tono y el timing preciso!

En caso contrario no desespere. A continuación les acercamos unos tips para llevar adelante Acciones de Comunicación frente a Pandemias por Gripe:


Orientar el Concepto Central de sus Acciones de Comunicación a partir de la premisa: Informar y no Alarmar para una Prevención Comunicacional Efectiva.

Buscar información en Internet sobre lo actuado durante experiencias similares (p/ej: Gripe Aviar). Una fuente de recursos confiables para facilitar el desarrollo y aplicación de acciones comunicacionales es la Organización Panamericana de la Salud (OPS)
. Allí se puede encontrar on line una serie de recursos informativos y de capacitación que les pueden resultar muy útiles.

Proveer contenidos clave a los miembros de la Alta Dirección de las organizaciones en las que desempeñan sus tareas en forma permanente.

Integrar a todos los niveles de la organización para el desarrollo de las acciones del Plan de Comunicación de Crisis. Para ello lo mejor es establecer un Comité de Crisis ad hoc, para compartir allí noticias: conviene siempre contextualizarlas para disminuir el pánico por sobre-información, datos estadísticos, impresiones, etc., para luego establecer un discurso verosímil, alineado y uniforme. Las crisis son el peor momento para contradecirse y no mantener coherencia entre los dichos y los hechos. Por ello es altamente recomendable que las acciones a encarar sean comunicadas por personas, muy respetadas y confiables en todos los niveles de la organización.

Crear canales específicos de comunicación interna para que el conjunto del personal pueda acceder permanentemente a contenidos claros precisos y confiables. Según la etapa de la pandemia, los canales pueden necesitar varias actualizaciones diarias.

Difundir en forma periódica a través de todos los canales de comunicación interna disponibles y a partir del concepto central establecido las recomendaciones generales de prevención contra la Gripe A H1N1. También se pueden incorporar artículos, folletería, videos, etc. siempre en el mismo tono.

Personalizar los soportes solo cuando lo considere indispensable. Sin entrar en conflicto con nuestros amigos diseñadores, la velocidad que las acciones comunicacionales frente a pandemias plantean, requieren de una pronta circulación y difusión de los materiales establecidos por las autoridades sanitarias para la prevención.

Establecer un número telefónico de consulta en horario laboral a cargo de personas claramente identificables. Durante las pandemias las licencias a grupos de riesgo, enfermos etc. aumentan ostensiblemente, por lo que conviene mantener un trato más calido y cercano. En dicho marco se recomienda mantener los canales digitales como el e-mail, acceso remoto a escritorio de trabajo, etc. para alentar el teletrabajo en aquellos casos que resulte conveniente.

Finalmente recuerde plantear oportunamente a la Alta Dirección la necesidad de afinar los sistemas de comunicación de crisis, por ejemplo al comenzar los primeros signos de disminución o retiro de la pandemia.

lunes, 29 de junio de 2009

Tom, Jerry y los otros

Por Alejandro Ruiz Balza

En esta nota el recorremos la trayectoria de la inolvidable dupla creativa formada por William Hanna y Joseph Barbera, de la mano de otro dúo no menos célebre:
Tom & Jerry.

Bill & Joe

Se conocieron (1937) en el departamento de animación de la “Metro Golwing Mayer”. Willam Hanna ( Melrose, New Mexico, 1911), cambió su carrera de ingeniero por la escuela de artes. Luego buscó trabajo en los grandes estudios de Hollywood. Por fin, la Metro lo contrató para el equipo de animación dirigido por Rudol Hising y Hugh Harman. Se hizo de abajo, limpiando celuloides y escribiendo ideas para otros. Mese mas tarde Bill fue promovido a Director. Al poco tiempo se unió al equipo Joseph Barbera ( New york, 1905). Mientras los demás contadores de la “Ïrwing Trust Company” salían a almorzar, Joe recorría las editoriales neoyorquinas con su carpeta de dibujos. Trabajo como dibujante para “Colliers” y otras publicaciones: le dijo adiós a la contaduría, marchó al oeste y no paró hasta Hollywood.

El minino se pone las botas

Estamos en enero de 1940. Discutieron sobre tramas. Esbozaron un par de personajes antagónicos. Pensaron en un gato y un zorro. Más tarde optaron por un gato y un ratón. Luego organizaron un concurso entre todos los empleados y finalmente los bautizaron: “ Tom y Jerry “.

El piloto del primer cartoon de Tom y Jerry estuvo listo el 10 de febrero de 1940. “Puss Gets the Boot “ abre con la voz, el volado de una pollera floreada, las pantorrillas y los zapatones de una ama de llaves negra: Mammy, advirtiendo a Jasper ( no llamado Tom, todavía): “Voy a salir, si en mi ausencia se rompe uno solo de los adornos de la señora será su culpa e irás a parar a la calle”.Aquí entra en escena el ratón. Se desencadena un torrente de secuencias que lo muestran arrojando todo tipo de adornos, salvados por el gato un segundo antes de llegar al suelo, hasta que finalmente...: “El minino se pone las botas”. El cartoon obtuvo un éxito comercial sin precedentes, y Fred Quimby, productor ejecutivo del departamento de animación de la Metro, encargó dos cartoons más para el año siguiente y cuatro para 1942.

Tom & Jerry

La personalidad de los cartoons de Tom y Jerry fue delineándose rápidamente. La escena cambió la casa por el mundo, enseguida habitaron distintos períodos históricos, bailaron con Gene Kelly o Esther Willams, al ritmo de Scott Bradley y con mucho del humor de Tex Avery. Ya que Tom y Jerry no hablaban la música se volvía necesaria para la “puntuación” de cada escena. Hanna y barbera recurrieron al director musical de la Metro, Scott Bradley, que con su sensacional sentido del “timing” agregó un elemento fundamental a esta serie de cartoons. También en la metro, podía uno cruzarse con Tex Avery. Considerado por la crítica internacional como el mejor director de cartoons , el creador de Droopy influyó fuertemente en Bill y Joe. Los cambios no rompieron la rutina básica de Tom y Jerry, por el contrario la intensificaron. De hecho, la fórmula tuvo 7 premios (Oscars) de la Academia de Hollywood:

“Yankee Doodle Mouse”(1943): durante los festejos del 4 de julio (día de la independencia en los EE.UU), Tom y Jerry comienzan el combate con fuegos artificiales. Finalmente, Jerry vence utilizando un bananero como catapulta con la que arroja a Tom un cohete y lo suma a las luces del festejo.

“Mouse Trouble”(1944): Tom decide atrapar de una vez por todas al ratón. Elige de la colección “Hágalo Ud. mismo” el libro: “cómo atrapar a un ratón”, y lo pone en práctica. Luego de varios escapes magistrales, Jerry encuentra “Como parar a un gato” y vence por fin a Tom.

“Quiet Please” ( 1945 ) : Nuestros héroes combaten por la vigilia y el sueño de la familia Bulldog: el gato noquea permanentemente al perro y el ratón despierta desesperadamente a su defensor. Gana Jerry. Spike y Tike (padre e hijo bulldog ) ingresan al reparto de la serie.

En 1946 se rompe la racha. El Oscar es para Fritz Freleng por la dirección de “Twetie Pie”, estelarizado por dos creaciones de Bob Clampet : “Twetie y Sylvester”, y producido por el departamento de animación de la “ Warner Brothers”.

“ The Cats concerto” ( 1947) : Tom es un concertista de piano cuya especialidad es una reedición de la segunda rapsodia Húngara de Liszt. Al tocar despierta a Jerry, quien dormía en el interior del piano y una vez más se desencadena el combate. Incidentalmente el cartoon venció a otro muy similar dirigido por Fritz Freleng: “Rapshody in Rivets”, quien acusó a Hanna y a Barbera de robar su idea.

“Little Orphan” ( 1949): este cartoon cuenta con la participación del pequeño compañero de Jerry: Tuffy ( también llamado Nibbles). La historia gira en torno al apetito ilimitado del bebe ratón, que Jerry intenta calmar saqueando la mesa del día de acción de gracias. Por supuesto interviene Tom que es atacado con todos los utensillos dispuestos en la mesa.

“The Two Mousketeers” (1952): ambientada en el siglo XVII francés, cuenta la historia de Jerry y Tuffy : mosqueteros del Rey. Al regresar al palacio descubren que Tom custodia celosamente la mesa dispuesta para el banquete real. Tras el combate el gato es condenado y muerto en la guillotina (“ Pauvre monsieur Pussicat”).

“Joham Mouse” ( 1954 ) : Tom es discípulo de Joham Strauss, convencido de su talento invencible un día encuentra un temible competidor: Jerry, y solo habrá un lugar para un concertista en esa casa.

El último grupo de cartoons del dúo realizado en la Metro fue producido entre 1955 y 1957, casi todo en la costosa técnica de Cinemascope. Tom y Jerry volvieron en los sesenta de la mano de Gene Deitch y Chuck Jones para la MGM. En los ochenta, en la serie de cartoons que los muestra como los mejores amigos, y actualmente en “Tom & Jerry Kids”, ambas bajo la supervisión de sus creadores.

Hanna – Barbera Productions

Los tiempos cambian: llegó la televisión. Los cines recortaban sus funciones. Ya no más dos o tres películas, cortos seriados y cartoons. Los costos de los insumos y la mano de obra requeridos para la realización de cada cartoon crecía exponencialmente. Y sobre llovido mojado: en 1955 Fred Quimby, director del departamento de animación de la Metro desde 1942, se retira. Bill y Joe ocuparon su lugar. Convertidos en Director y Productor ejecutivos sugirieron en vano a los ejecutivos del estudio, la producción de cartoons de bajo costo para la televisión. Tras la realización del cartoon de Tom y Jerry “Cat Nap” ( 1957), la Metro cerró el departamento que produjo cerca de 300 cartoons y ganó numerosos Oscars.

Hanna y Barbera abrieron su propio estudio al 3400 de Cahuenga boulevard en Hollywood. Allí intentaron producir cartoons para cine y televisión pero les costaba encontrar distribuidor. Con el “Story Board” en el suelo y Bill y Joe - actuando los personajes - , como acostumbran hacerlo, solos ó con su equipo, la mayoría de los directores y animadores para la creación de cada escena - convencieron a los ejecutivos de la distribuidora “Screen Gems”, y salieron adelante.

Desde 1963 Hanna-Barbera Productions nos ha entretenido con personajes como: el Oso Yogui, Don Gato, Los Picapiedras, Los Supersónicos , Tiro Loco McGraw, Los Cuatro Fantásticos, El Lagarto Juancho, Lindo Pulgoso, Los Osos Montañeses, Thundar El Bárbaro, Clue Club, Microman, La Hormiga Atómica, La Tortuga D’artagnan, El León Melquíades, Birdman, Pixie y Dixie, Huckelbery Hound, Dynomutt, Los Autos Locos, El escuadrón Diabólico , Risitas, Scooby Doo, etc. Sin duda son parte de nuestra vida.


Nota:

Este artículo fue publicado originalmente en la Revista V de Vian, Año IV, Número 14, Buenos Aires, Marzo -Abril de 1994.

domingo, 14 de junio de 2009

Gestión de Marca II

Por Karina Aphal

Etapas en el Surgimiento de las “Marcas”


En el presente artículo proponemos centrarnos en qué es una marca y una breve reseña de las distintas etapas en las que han ido evolucionando hasta llegar a su importancia actual.

El surgimiento de la Primera Etapa en la vida de las Marcas se remonta al inicio de la arquitectura y, con ella, del artesanado de los canteros quienes grababan o marcaban las piedras con una señal o marca de identidad.

Esta fue la función inicial de las Marcas: Identificar. Las marcas sobre las piedras brindaban información
sobre la identidad del autor o maestro constructor y, más adelante, como forma de identificar la pertenencia a un Taller o Logia.

Con el Movimiento Comercial desarrollado a partir de la utilización de la Moneda esta función de Identificar se traslada a las mercancías y a la necesidad de marcar los envases o ánforas indicando lugar de procedencia o datos del exportador.

El segundo momento en el surgimiento de las Marcas tiene que ver con el nacimiento de los Cuerpos de Oficios o Corporaciones durante la Edad Media (Siglo XI). Para las Corporaciones la Marca de Fabricante o Sello de Identidad era obligatorio.

Durante la Revolución Industrial y el incremento en el consumo de las clases trabajadoras surge el Tercer Momento de Surgimiento de las Marcas: las Marcas de Embalaje. Los alimentos y demás materias primas antes vendidas a granel comenzaron a empaquetarse y el envase brindaba información sobre las condiciones higiénicas del producto, el peso, y el Nombre o Marca del producto.

Desde fines del Siglo XIX y principios del XX, podemos observar que el foco estaba puesto en este etiquetado de las cajas, envases, etc. Luego, comenzó a trabajarse en el diseño errático de algunos afiches o aviso publicados en periódicos pero que distan mucho de aquello que hoy en día nuestro ojo adaptado al diseño podría reconocer como un aviso profesional.

En la medida que la oferta de productos y servicios fue acelerando cada vez su marcha y que la demanda se iba sofisticando y desplegándose ambas en el mercado internacional, se vuelve necesario pasar a otro nivel en materia de comunicación organizacional y la Publicidad se coloca en el centro de escena.

La Comunicación Comercial comienza a tener incidencia directa sobre las condiciones de producción de las mercancías donde la Promoción de las Marcas era algo diferente a la Promoción de los Productos.

Es después de la Segunda Guerra Mundial que la Publicidad - consecuencia de los progresos técnicos en los Medios de Comunicación -cobra mayor importancia ya que al posibilitar un incremento del mercado comenzaba a producirse el pasaje hacia la Sociedad de Consumo. Así, a la función inicial de identificación de las Marcas se sumaban la función Publicitaria y Promocional.

Notas:

Costa, Joan. La Imagen de Marca. Un Fenómeno Social, Ediciones Paidós, Barcelona, 2004.

Kotler, Philip. Dirección de Mercadotecnia, Análisis Planeación y Control, Editorial Diana, México, 1981.

Mattelart, Armand: Historia de la Sociedad de la Información, Paidós Comunicación, 2002.

domingo, 31 de mayo de 2009

Comunicólogos 2.0

Las redes sociales constituyen, antes que un concepto claramente definido, una metáfora -como la mayoría de conceptos que hoy se manejan en las ciencias sociales- para dar cuenta de la construcción y deconstrucción permanentes dentro del tejido social, descentralizadas y sin jerarquías fijas que posibilitan la acción colectiva de fuerzas aisladas y dispersas.

Al mismo tiempo requieren de flujos multidireccionales de información para que sea posible esa acción colectiva.

En este nuevo espacio de acción que contribuye a estimular y potenciar dinámicas convergentes entre los diversos actores involucrados, a partir de la lógica de las Redes Sociales 2.0, Comunicólogos.com invita a estudiantes, graduados, docentes, investigadores y profesionales vinculados con la comunicación social a participar en la generación de un espacio de reflexión acerca de nuestra práctica profesional.

Por eso, Comunicólogos.com ahora estará presente en Facebook. Sumáte, ingresando en esa red social y buscando la organización comunicologos.com.


El Equipo de Comunicólogos.com

domingo, 17 de mayo de 2009

Comunicólogos.com: Nuevos Servicios con Diseño Renovado

Comunicólogos.com los invita a conocer su nuevo sitio web con un diseño renovado y más espacios de interacción y consulta sobre múltiples Teorías, Técnicas y Prácticas en torno a las Ciencias de la Comunicación Aplicadas a la Gestión en las Organizaciones.

En esta nueva etapa, los profesionales que integramos Comunicólogos.com, ofrecemos Servicios de Consultoría en Comunicación Aplicada:

Asesoramiento:
Comunicación Institucional, Prensa y Relaciones Públicas, Redes Sociales 2.0, Prospectiva y Planificación Estratégica

Logística: Gestión de Contenidos. Edición Técnica, Procesamiento de Datos, Organización de Eventos

Capacitación: Tutorías On-line, e-learning, Cursos Presenciales, Campus Virtual: Gestión y Desarrollo.

También podrán suscribirse a un Newsletter de envío bimestral a través del cuál se los mantendrá informados sobre los nuevos contenidos disponibles en el Sitio, la oferta de Cursos On Line, entre otras novedades.

Esto se suma a la completa y actualizada disponibilidad de Contenidos de Consulta Gratuita que la han convertido en la primera “Enciclopedia de Comunicación Aplicada” de la región.

Además, podrán encontrar, como siempre, nuevos artículos de actualización quincenal en nuestro Blog y una Agenda de Actividades y Eventos de Comunicación para toda Iberoamérica a la que pueden enviarnos la información de aquellos que les parezcan de interés.

lunes, 20 de abril de 2009

Tex Avery: Tradición Cartoon

Por Alejandro Ruiz Balza

Decirlo es fácil. Para lograr un Cartoon Clásico los ingredientes son: algunos gags, inversión de las escalas jerárquicas sociales, supervivencia del menos pensado, mezclados con un par de insinuaciones sexuales combinados de manera muy cuidadosa con un grado generoso de exageración (las bolas de sus ojos saltan hacia fuera, las quijadas caen al suelo y las lenguas rechinan como cascabel cuando ellos gritan para dar temor). Una vez que todos estos ingredientes han sido compactados dentro de un film de 8 minutos, es tiempo de entrar al mundo de la comedia de Avery.

Hijo de los jueces Roy Bean y Daniel Boone, Frederick Bean “Tex” Avery nació el 26 de febrero de 1908, en Taylor, Texas. Involucrado con el arte desde los 13 años, Avery llegó a ser un caricaturista en el anuario de la Universidad del norte de Dallas y dibujaba, como profesional independiente, tiras de caricaturas. Más tarde se anotó en un curso de verano de tres meses en el Instituto de Arte de Chicago, donde aprendió la vida, el color y la composición del cartoon. Ese curso fue fundamental para el desarrollo de su talento como caricaturista.

Adoptó el apodo de Tex cuando paso a la MGM, en 1942. Hasta ese momento figuraba en los dibujos de Warner como Fred Avery. Se lo describe como un hombre solitario, perfeccionista y aguerrido. Fred “Tex” Avery revolucionó la teoría de la producción de películas animadas desde 1936 hasta 1956. Como director de Warner Brother, inventó a Duffy Duck y, por 1940, introdujo a Bugs Bunny y a Elmer Fudd en la pantalla.

Su carrera en el mundo cartoon comienza en los Estudios Walter Lantz. Tras comenzar como colorista, llegó a ser un dibujante que proveía caricaturas, las cuales luego eran animadas. Una vez ascendido, inició su propia carrera como animador. Sin embargo, Avery aún pensaba que no había encontrado su lugar. No estaba contento con su situación aunque no le disgustaba su empleo o su jefe. Avery era un perfeccionista y le molestaba no poder finalizar un cartoon sin que un animado tuviera que pulirlo, para cambiar la situación, pasaba muchas horas extras en el estudio y en su casa trabajando sobre sus dibujos.

Bugs Bunny, Duffy, Porky y Elmer Fudd

Inquieto, incansable consiguió un puesto en la Warner Brothers como director, reemplazando a Tom Palmer quien había dirigido los “Looney Tunes”. León Schlesinger – Jefe de la División de Cartoons de Warner Brothers- estaba descontento con el trabajo de Palmer y trajo a Avery para reemplazarlo. De todos modos, su permanencia en el estudio dependía de cómo dirigiera su primer dibujo y de cómo progresara su cuadrilla de animadores. León le advirtió a Tex que los animadores no estaban contentos con los directores con los que habían estado trabajando y le deseo suerte.

Actualmente, los animadores que estaban en el staff no necesitan presentación. Todos sellaron un momento en la historia de la animación de la Warner y más tarde se convirtieron en directores independientes. Ese staff estaba compuesto por Chuck Jones, Bob Clampett, entre otros. Avery no podría haber sido asignado a una cuadrilla de mejores animadores. Clampett y Jones le proveyeron uno de los más creativos programas.

Lleno de entusiasmo, Avery dirigio su primer dibujo para este estudio, Gold Digger of 49´, presentando a “Porky, el chancho” ( un dibujo creado por Bob Clampett). Porky parecía ser esa estrella. Después de su imprevisto debut, retornó para entretener a los espectadores en muchos otros cartoons dirigidos por Avery: Plane Dippy (1936), en el cuál Porky aprende a volar pero se convierte en la victima de un aeroplano robot; Milk and Money (1936) un dibujo en el que Porky salvaba a su padre de perder su granja por una hipoteca; Porky The Wrestler (1937) en la que se inicia como boxeador; y Picador Porky (1937) en el cual es un experto torero.

Cada uno de los dibujos cumplía con las expectativas humorísticas de Avery: no permitir que la audiencia decaiga y brindarles una sonrisa. Una de las más divertidas aventuras animadas de Avery en la Warner fue” la Caza de Patos de Porky.” En 1937, la producción de Looney Tunes introdujo a uno de los más grandes astros animados: Duffy Duck. El cartoon giraba en torno de una idea simple: Porky, el cazador, quería cenar a Duffy. En su debut, Duffy era evidentemente tonto, retorcido, suelto de lengua y le recordaba a la audiencia a un hipócrita vendedor de autos, hablando rápido y riéndose de sus propias bromas.

Más tarde esto se convirtió en la actitud de Duffy; reaccionaba exageradamente a sus bromas. Cuando lograba frustrar los esfuerzos de Porky por capturarlo, daba volteretas y bailaba sobre el charco de sus propias lágrimas. En pocos años, las características locas de Duffy se volvieron diabólicas: Frustraba cualquier plan proyectado por sus co – estrellas.

Otro dibujo de Duffy de mayor significación, el segundo en la serie de Avery, era Duffy Duck y Egg Head. La trama consistía en la persecución de Egg Head a Duffy. A diferencia de otras películas de cacería, ésta mostraba un divertido giro al final: Egg Head siempre estaba predispuesto para dispararle a un espectador, malhumorado por una cacería frustrada. De repente, un grupo de patos vestidos de blanco lo arrastran fuera de la pantalla.

Egg Head fue el último aporte de Avery a la Warner. La leyenda dice que este dibujo fue una adaptación de los rasgos de un popular comediante radial de esa época: Joe Penner. En el comienzo (1937), Egg Head era tan tonto como Duffy. Lo divertido resultaba de las tonterías que hacía juntos.

Tres años después, Egg Head apareció en un dibujo de Bugs Bunny. Esta vez había cambiado el nombre por el de Elmer Fudd, un cazador de conejos. Su primer dibujo como Elmer, donde Bugs Bunny era el protagonista, fue “Una Liebre Salvaje”. El quinto dibujo de la serie de la temporada de 1940, fue nominado para un premio de la Academia pero perdió con uno de la MGM: “La vía Láctea”.

El debut de Bugs no había cubierto las mismas expectativas que “La cacería de liebre de Porky (1938) y Liebre Asustada (1939)- ambos dirigidos por Ben Hardaway y Cal Dalton-. Joe Adamson ha marcado un punto muy válido: parecía apropiada la bobera y la ironía de Duffy porque parecía lógico que un pato actuara así, pero con Bugs fue distinto porque el imaginario de un conejo giraba en torno de lo pasivo, temeroso, inofensivo, etc. De alguna manera, visualmente Bugs se parecía a un dibujo de Walt Disney.

Cuando Avery tomó la serie, las características de Bugs cambiaron muy pronto. Su nueva personalidad consistía en mezclar un acento de Brooklyn con la sutileza de Groucho Marx. La pausa corta, muerde una zanahoria, y Eh, que hay de nuevo, Doc? Fueron actitudes más aceptadas por los espectadores que los brotes lunáticos retratados en los dibujos iniciales.

Avery ha dicho que el cree que Bugs resultó magnifico por una razón especial: era un vivo por casualidad. Resultaba muy gracioso que frente a alguien que lo estaba apuntando con un arma el reaccionara tan tranquilo y dijera : Eh, que hay de nuevo?. Avery creó ese latiguillo. Siendo texano, recordó la forma en que la gente se saluda. Cuando el llegó del oeste para trabajar en Warner, Tex usó aquellas mismas frases populares en su conversación cotidiana.

La serie de Looney Tunes le proveyó grandiosas oportunidades a Avery para desarrollar gags. Sin embargo, la mayoría de los dibujos de Avery en Warner eran demasiado dóciles. Realmente, los dibujos de Warner no expresaron su radical estilo de humor, el cual se vio en sus producciones para la MGM a partir de su incorporación en este estudio en 1942.

Se unió al departamento de animación de la MGM como director de unidad, reemplazando a dos directores veteranos de la Metro; Hugh Harman y Rudolf Ising. Una vez instalado en la MGM, se comenzó a apreciar el humor de Avery. Los críticos no sólo se divertían con sus caricaturas sino que rescataban el hecho de un nuevo tipo de cartoons. Mientras el estudio competido de William Hanna y Joseph Barbera producían un ganador de premiso de la Academia: Tom y Jerry; Avery estaba ocupado desarrollando un nuevo tipo de caricatura, una que tenía similitudes con las parodias del cine mudo del comediante Búster Keaton. Sin embargo, Droopy – el perro- podía tener aventuras que Búster nunca podría tener.

Droopy

Droopy se basaba también en Wallace Wimple, una figura secundaria del show de Fibber Mcge y Molly en la radio, llevado adelante por Bill Thompson (quien le dio voz a Droopy). Introducido en 1943 en el dibujo Dumb Hounded, Droopy comienza como un perro policía quien frustra las fugas de la prisión que pretendía el lobo. Aparecía como un tonto en cada lugar que el lobo elegía como guarida. La trama constituye la base para una grandiosa corrida de gags, los cuales solamente Droopy los podía volver divertidos.

En su primera caricatura, Droopy dejó la impresión de que era un perro débil, achacado y sin demasiados músculos. Su diminuta estatura, y su capacidad de parodiar le dieron a Droopy una apariencia humana inocente. Pero en realidad, Droopy podía ser agresivo cuando la situación lo requería.

En muchas caricaturas, Droopy se enfrentaba a los estereotipos más significativos para mostrar su fuerza bruta escondida. La serie tenía una formula básica: el gran tipo versus el pequeño tipo, ambos exagerados en diferentes proporciones. ¿Quién creería que un sabueso de esas dimensiones sería capaz de causar tanta destrucción?. Nadie, excepto la audiencia. Básicamente, la misma premisa fue usada en cada caricatura de Droopy. La premisa creció, el humor no.

Algunos de los más selectos dibujos de Droopy fueron: La caza de Dan Macgo (1945); El Sabueso Policía del Oeste (1946) con Droopy como un canadiense que persigue una vez más al lobo; Señor Droopy (1949), en el cual el ganador de una corrida de toros consigue lo que quiere en todo México; Droopy Atrevido ( 1951), el cual junta a Droopy y a Spike en una competencia; Droopy Heredero (1954), una historia de Heck Allen, que tiene a Droopy en el oeste para apostar su titulo, pero no sin la interferencia del lobo. Mas tarde, dos cartoons de Avery fueron re producidos con una nueva animación por Hanna y Barbera.: Millionaire Droopy(1956) con un relanzamiento de Wags to Richies (1949) y Cat´s Meow (1957) otro relanzamiento de Ventriloquist Cat (1949).

Chilly Willy

En 1954, Tex se fue de la Metro porque Walter Lantz le había ofrecido un contrato importante para trabajar en su estudio. Firmó por 20 años para dirigir y producir. Avery condujo los cambios en la animación de la serie Chilly Willy en 1953.

El primer cartoon de Chilly Willy de Avery para el nuevo estudio, I´m cold fue relanzado el 29 de noviembre de 1954. En este, Chilly está buscando guarecerse del frío del Polo Norte. Eventualmente se asegura en un depósito de pieles pero antes lo encuentra un perro guardián cuya ferocidad se contrapone a la ingenuidad de Chilly. Aquí comienza la persecución. Tras el suceso del cartoon, Avery produjo dos más ese año: Chilly Willy en The Legend of Rock- a- bye-point (1955) y Sh-h-h-h!!! (1955).

El último es, por lejos, el film más divertido en Walter Lantz y lo protagoniza un pianista – Mr Twiddle, con una necesidad desesperada de paz y quietud. Twiddle habló con su psiquiatra sobre visitar Hush Hush Ludge para el largo descanso que merecía. Esto es impedido por una pareja en la habitación continua quienes estaban tocando el trombón y charlando. Mr. Twiddle irrumpe en la habitación y, para su sorpresa, encuentra que la risueña pareja es su psiquiatra y su enfermera. La historia se asemeja al famoso sketch de Abbote y Costello: Crazy House.

Tradición Cartoon

Aunque Tex nunca hizo otro cartoon, sus viejos films fueron redistribuidos en más de 200 mercados televisivos internacionales. Como resultado, recibió miles de cartas de fans de todo el mundo. Joe Adamson, quien escribió “Tex Avery: El rey del cartoon”, ha dicho que no cree que “Tex respondiera la carta de algún fan en su vida. Su correo de fanáticos se desvió a un edificio de oficinas el cuál Tex acostumbraba a usar como dirección de correo. Nadie estaba allí para recibir las cartas. Tex iría a buscar esto pero yo no puedo recordarlo respondiendo una carta de un fan. Tex no era esa clase de persona.”

En 1979, cuando Hanna y Barbera Producciones le ofreció un puesto part time como guionista y productor de gags, para hacerlo sentir en casa los demás animadores colgaron un cartel en la puerta de su oficina que decía: “Bienvenido a Sun City”. Avery trabajó para Hanna y Barbera Producciones en un cartoon llamado Dino y Cave Mouse, el cual después formó parte de “El Show de los Picapiedras”. Tex hizo los modelos originales para la mayoría de los cartoons y fue responsable de editar las historias y sumar nuevos gags. Allí permaneció activo hasta su muerte el 26 de agosto de 1980.

Tex ha dejado detrás un legado de risa que entretendría a nuevas generaciones de entusiastas del cartoon y productores de films. Su tradición en la comedia – que ha saltado hace tiempo del Cartoon a Films y series de TV protagonizadas por personajes de carne y hueso como p/ej: “The Mask / Jim Carrey - continúa y continuará viva por siempre.

jueves, 9 de abril de 2009

Gestión de Marca I

Por Karina Aphal

Las Organizaciones contemporáneas son reconocidas no solo por formar parte del sistema social en el cual se insertan sino por la integralidad de cada uno de los elementos que la conforman y su funcionamiento en red en un mercado en el que, como afirma Norberto Chaves: “la obsolescencia de las modalidades de identificación y difusión tradicionales es originada por: el incremento de la Competitividad, la estridencia y la saturación informativa, la alta entropía del mensaje mercantil por acelereción y masificación del consumo, el aumento de los ritmos de modificación del propio sujeto social receptor debido a la permanente innovación de las matrices de selección en el mercado, la hipertrofia del cuerpo institucional por proliferación de entidades que deben “hacerse oir” socialmente”.

En este contexto la Marca ha adquirido un rol central. Cuando hablamos de Marca nos referimos a un tiempo a dos dimensiones. Por un lado, la Marca es un signo verbal (el nombre) para que podamos designarla y verbalizarla y, por otro, es un signo visual (logo, símbolo, color) para fijarse en el espacio visible y ser utilizada en diversos soportes.

Si la marca es un signo, la función de todo signo es significar y para ello debemos gestionarla de tal manera que la Marca de una Organización como también la de sus Productos y Servicios sean el resultado de una estrategia comunicacional.

Así, la Gestión de Marca o Branding implica la administración permanente de cada uno de los elementos que constituyen el Sistema de Marca de una Organización, sus Productos y sus Servicios con el objetivo de obtener la máxima eficacia (cumplir con la totalidad de los objetivos propuestos) y eficiencia (esos objetivos deben ser cumplidos con los menores costos) y procurar una gran flexibilidad a la hora de adaptarse a los cambios estratégicos que sucedan dentro del propio sistema o surjan del entorno ya que los mismos impactarán en la Marca.

En próximos artículos iremos profundizando en las dimensiones a tener en cuenta en la Gestión de una Marca y el impacto que dicha Gestión genera en la Identidad Corporativa.

Notas:

Chávez, Norberto: La imagen corporativa. Teoría y metodología de la identificación institucional, México, Ediciones Gilli, 1994.

Kotler, Philip: Dirección de Mercadotecnia, Análisis Planeación y Control, Editorial Diana, México, 1981.

Mattelart, Armand: Historia de la Sociedad de la Información, Paidós Comunicación, 2002.

domingo, 15 de marzo de 2009

Técnicas Cualitativas en Comunicación Institucional II

Por Mariano Wiszniacki

El universo de las técnicas cualitativas aplicadas a la intervención en comunicación institucional es variado y puede incluir desde dinámicas grupales y evaluaciones de desempeño –individuales y de conjunto- hasta herramientas de tipo biográfico como la historia de vida. Esto nos conduce a reflexionar sobre dos aspectos:

1. La Cooperación entre distintas Disciplinas: la aplicación de estas metodologías es siempre un campo multi e interdisciplinario, ya que comprende un abanico de herramientas utilizadas por la psicología –grupal, institucional y social-, la sociología y antropología como es el caso de la Historia de Vida y las diferentes posibilidades de Observación –Simple, Participante, No Participante-, hasta modalidades clásicas del trabajo publicitario y comunicacional que hemos citado en artículos anteriores como la tormenta de ideas (Brainstorming) y el Focus Group.

Claro está, trabajar sobre la comunicación interna de una organización implica apelar también a aspectos de la gestión laboral, para lo cual contar con profesionales dedicados a ese campo, no sólo no será desdeñable sino necesario, fundamentalmente para desarrollar algunos tipos de evaluaciones de desempeño, hoy incluidas al catálogo de consultoras y áreas de recursos humanos de las organizaciones.

2. La Adaptación y Pertinencia: cada una de las técnicas cualitativas debe ser considerada para el caso puntual, situación y organización en la que se quiere trabajar. No se trata de recetas, ya que no se hace sino trabajar con personas con diferentes competencias linguísticas, culturales, sociales, entre otras. Por lo tanto, no todas las técnicas son aplicables para toda organización.

Así, conviene en primer término, realizar un pre-diagnóstico del espacio donde trabajaremos, conocer algo de su historia, los actores sociales que la componen, sus competencias lingüísticas y culturales, así como algún acceso a los núcleos problemáticos que lo atraviesan.

En segundo término, resulta clave tener como guía los objetivos que intentaremos perseguir con la/s técnica/s a elegir. Si no tenemos claridad de las metas que perseguimos y sus límites, difícilmente podamos seleccionar la técnica adecuada a utilizar.

En tercer lugar, esforzarnos en adecuar los lineamientos clásicos de la herramienta cualitativas a la situación organizacional, social, espacial y comunicacional que abordamos. De nada sirve forzar la situación para trabajar sobre la técnica “como indica la teoría” si eso atenta contra la efectividad y el cumplimiento de los objetivos planteados.

En cuarto lugar, no “enamorarse” de una técnica que tuvo efectividad en una, dos o más organizaciones donde la hemos desarrollado anteriormente. Nada más alejado de este campo que trabajar automática y rutinariamente. No hay relaciones simétricas entre técnicas y espacios institucionales. El profesional que interviene en comunicación interna necesita también someterse a algún tipo de desafío, al igual que los actores de la organización con los que está interactuando. El espacio de intervención - acción necesita constituirse en un lugar de construcción donde todas las partes aporten, y el profesional está necesariamente incluido en ese grupo.

Por último, algo que parece obvio pero no lo es tanto: tener presente el tamaño del grupo con el que trabajaremos, el espacio físico donde se desarrollarán las actividades, las necesidades de equipamiento y los tiempos que demandará. En este caso, también el profesional necesitará tener un primer contacto con el lugar, saber cuantas personas participarán y asegurarse que contará con las herramientas necesarias (micrófono, pizarrón, cartulinas, marcadores, etc) para hacer una planificación efectiva. Si no tenemos pizarrón un brainstorming fallará por completo, si no disponemos de más de una hora una dinámica como el 2-4-8 no podrá tener lugar, si no contamos con un grupo amplio no desarrollar el Philips 66 porque caerá en saco roto y no alcanzaremos los objetivos buscados (1).

Notas:

1. Para ver más sobre Técnicas Cualitativas en Comunicación Institucional ver la Parte I de este artículo en el Blog de Comunicólogos.com

miércoles, 4 de marzo de 2009

Issues Management

Por Fernando Marino Aguirre


Se trata de una técnica que, si bien reconoce antecedentes varios en las últimas décadas, todavía se encuentra en estado embrionario, pero que -al mismo tiempo- adquiere una creciente importancia frente al cúmulo de información que circula por todo el planeta y atraviesa a todas las organizaciones.

Si intentaramos a una traducción ajustada al campo de la Gestión Comunicacional de Issue Management, podríamos describirla como la gestión de la agenda temática que domina a una sociedad en el corto, mediano y largo plazo, y su impacto sobre las organizaciones. Habida cuenta de que la construcción de toda agenda responde a un recorte arbitrario, la clave de esta técnica reside en la capacidad anticipatoria para elaborar dicha agenda.

Esto es así ya que nos encontramos frente a la dimensión prospectiva de la gestión en Comunicación. Como tal, se encuentra orientada a la anticipación de aquellos temas y/o situaciones sociales, políticas y económicas clave, con el objeto de minimizar sus aspectos negativos sobre la Imagen Institucional y potenciar el aprovechamiento de oportunidades de desarrollo para optimizar el Management Organizacional.

Una de las definiciones más aceptadas de la prospectiva es aquella que la indica como un vasto campo interdisciplinario de estudios a largo plazo y del diseño de los instrumentos de decisión y planificación pertinentes. La función más comúnmente aceptada de la prospectiva es la construcción de escenarios futuros y la sistematización analítica de los diferentes cursos de acción para su alcance. Esta virtualidad planteada como objetivo la diferencia notablemente del campo clásico de la planificación, por el contenido global de las metas, por las interrelaciones del presente con el futuro como fuerza de cambios.

Hoy, ninguna organización menosprecia el papel que juegan los consumidores y la opinión pública en la implementación de políticas. Sin embargo, limitar esa mirada sobre las acciones presentes es equivalente a la misma miopía estratégica que ignorarlas. Anticipar su evolución, conocer sus motivaciones profundas, poder distinguir entre lo que la sociedad piensa y lo que reflejan los medios de comunicación con sus intereses particulares, son cuestiones tan vitales como actuar sobre el presente.

Allí es donde la Prospectiva le aporta a la Comunicación herramientas de gran valor en dos direcciones:

Prever el Futuro: la Prospectiva, como ciencia, brinda los elementos para generar una previsión (entendida como pre-visión, es decir, ver antes) que provea cierto grado de confianza (probabilidad) de evolución de una magnitud en un horizonte dado. La mayoría de las veces se trata de una apreciación cifrada a partir de los datos del pasado y bajo ciertas hipótesis. Para ello se vale de un conjunto de técnicas específicas, cuantitativas y cualitativas, que posibilitan diseñar un conjunto de escenarios futuros probables, con diversos niveles de posibilidad.

Operar sobre el Presente: por otra parte, la Prospectiva se basa en la posibilidad de generar acciones sobre la realidad presente para, a modo de deconstrucción del futuro hacia el hoy, incrementar las posibilidades de concreción de un escenario deseado.

Conclusiones:

La sinergia entre Comunicación y Prospectiva brinda un amplio abanico de posibilidades para anticiparse al mañana y posibilitar que cada organización juegue un rol activo, y no pasivo, de cara al futuro.

Hay temas que ya están instalados en el presente y que influyen directamente sobre la realidad cotidiana de cualquier organización, en función de sus vínculos y sus intereses. Otras cuestiones, están en proceso de evolución y tendrán impacto en el mediano plazo. Y hay temáticas que todavía no han surgido pero ya pueden estar presentes en el imaginario colectivo de la sociedad aunque ésta no lo perciba directamente y cuya anticipación es clave para el diseño de estrategias a largo plazo.

El volumen de información a analizar para poder estar a la altura de los desafíos señalados por momentos parece absolutamente inmanejable. La clave está en la lupa que se utilice para mirar en detalle y separar lo valioso de lo superfluo; así como la grilla que se aplique para ordenarla, de forma de articularla pertinentemente entre sí y con las necesidades de la organización.

Por ello resulta clave para las organizaciones contemporáneas el desarrollo del Issue Management como una herramienta fundamental de anticipación en un mundo en el que
todo lo sólido se desvanece en el aire.

Nota: para una ampliación de qué es la Prospectiva, sus técnicas y alcances: